lunes, 30 de noviembre de 2015

El Ayuntamiento cederá los esteros y salinas de Carboneros a varias familias sin sustento económico


El alcalde de Chiclana, José María Román, ha comprobado el avance de las obras de recuperación de este espacio natural, una actuación necesaria tras de cuatro años de abandono y falta de mantenimiento



Chiclana a 30 de noviembre de 2015

El alcalde de Chiclana, José María Román, el delegado municipal de Medio Ambiente, Joaquín Páez, y el director del Parque Natural Bahía de Cádiz, Antonio Gómez, han realizado este mediodía una visita técnica a las obras de restauración de las Salinas y Esteros de Carboneros, de titularidad municipal, que ejecuta la empresa pública andaluza Tragsa. La ejecución material de esta obra, financiada por el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural gestionado a través de la Consejería de Medio Ambiente, es de 202.796 euros más IVA.

En este sentido, hay que recordar que, como consecuencia de cuatro años de abandono y falta de mantenimiento de los esteros y salinas municipales de Carboneros, se produjeron varios desperfectos y roturas en los muros y compuertas, sobre todo, con la llegada de los temporales de invierno. Así, una de las actuaciones prioritarias para este equipo de Gobierno era ejecutar con inmediatez las obras necesarias para la recuperación de este espacio natural de propiedad municipal.

De esta forma, las actuaciones ya avanzadas planteadas en el proyecto, que han abarcado un total de 136 hectáreas y 3.944 metros lineales, van encaminadas a la restauración y recuperación ambiental de este espacio, integrado en el Parque Natural Bahía de Cádiz y afectado por la rotura de muros y compuertas de regulación de agua. Con ello se persigue la restauración del medio natural y la recuperación hidrodinámica de las marismas de manera que quede asegurada la conservación de su integridad ecológica. Además, el uso público de la salina como entorno natural de esparcimiento quedará igualmente restablecido con la restitución del sendero de la vuelta de afuera, que hasta ahora permanecía impracticable.

En cuanto a la obra en sí, se ha realizado las demoliciones y movimientos de tierra necesarios para trabajar en seco. Previamente a la construcción de la compuerta salinera, se ha aportado suelo seleccionado en la base de la misma. Los muros se han reconstruido con fango de zonas aledañas, compactándolos y colocando geotextiles y escolleras para la protección de los mismos. Para la mejora de la capacidad de resistencia se ha reforzado la estructura con pilotes de eucalipto de entre tres y cuatro metros de longitud.

La compuerta de madera tratada se ha asentado sobre paramentos verticales de hormigón resistente a ambientes salinos. También se ha repuesto el portalón de madera y la molinera, la compuerta para el canal de pluviales y  los barandales de seguridad en las compuertas. Todos estos trabajos han sido realizados igualmente en madera tratada. De la misma forma se han repuesto los tubos de PVC de la molinera y de pluviales.

El alcalde de Chiclana, José María Román, ha lamentado el elevado coste de las actuaciones que se han tenido que realizar tras cuatro años de abandono, porque sin mantenimiento, “las reparaciones son más costosas”. Para que esto no suceda, una vez que finalicen las obras, se habilitará personal para el mantenimiento de estos terrenos.

Román también ha puesto de manifiesto que una de las actuaciones previstas en esta finca es ayudar a familias chiclaneras. “El objetivo es que el rendimiento del Parque Natural ayude a levantar a familias sin sustento económico. Para ello, el Ayuntamiento cederá porciones de estos esteros a varias familias, para que puedan salir adelante”, ha explicado el alcalde, que también ha señalado que es una iniciativa que quieren poner en marcha en más esteros del municipio, “a los que hay que sacarle el máximo potencial y rendimiento”. “Creemos que el camino es hacer cosas y no quedarnos con los brazos cruzados, porque hay que crear condiciones para que la economía de Chiclana se levante”, ha destacado Román.

Todo ello iría de la mano con el hecho de compatibilizar esa vida en los esteros, con la riqueza ornitológica de la finca, vinculada al turismo como una apuesta por la calidad, por el medio ambiente y por el deporte.

Por su parte, el director del Parque Natural, Antonio Gómez, ha querido agradecer la apuesta del Ayuntamiento de Chiclana por este espacio, “dándole el valor que merece”. Gómez ha incidido en la importancia de estos terrenos para la cuidad, de ahí que se apueste por el uso público de estas salinas, como pilar fundamental. “También hay potencial para generar economía verde, porque es una zona en la que la capacidad productiva es totalmente compatible con el mantenimiento de los valores naturales. Además, su ubicación junto a Sancti Petri y Novo Sancti Petri hace que tenga un potencial turístico y un plus en cuanto a su calidad paisajística y a sus valores ornitológicos”, ha destacado.

El director del Parque también ha explicado que para ellos el reto es aprovechar esta marca de calidad y de diferenciación. “Por ello, esperamos que cunda el ejemplo y que los terrenos del Parque se pongan en valor en el resto de municipios, para que empiece una época en la que la actividad en consonancia con la naturaleza ayude a generar economía, empleo y conservación”, ha incidido Gómez.